El Gallo sigue de racha. No para de ganar, y el panorama pinta de lo mejor : cerca de la punta y con sus hinchas cada vez mas esperanzados


El segundo gol que liquidó el partido : el Bicho Rossi captura un centro de la derecha, y cayéndose, sacó el disparo que dejó sin chances al arquero. Gol, alegría y festejos varios.  

Tuvieron que pasar esas dos primeras fechas, deslucidas y negativas, con sendas derrotas, para que el Gallo se recuperara superando claramente a un Atlanta que venía primero, y de ahí en mas, arrancar con una racha positiva que aún hoy continúa. Son ya 5 los triunfos (4 consecutivos), y 6 sin saber lo que es perder, o sea, que sumó 16 de los últimos 18 puntos. Esos son los números que componen esa victoriosa racha. Así, las cosas, el panorama para el Gallo es muy bueno : está ahí de la punta (tiene uno menos, quedó libre), el equipo gana en confianza, y su juego se afirma partido a partido.
Con Español, se podría decir que el Gallo se mostró superior del minuto uno al noventa. Aún, en los momentos que parecía que le iba a costar abrir el marcador, siempre fue el protagonista, el que quería algo mas, el que intentaba, e insistía para lograr quebrar a su rival. Con algunas situaciones de gol, aunque no tantas, Morón pudo lograr la apertura recién sobre el final : centro pasado y perfecto de Gerardo Martínez para que el Bicho Rossi pusiera su cabeza y le diera la justa dirección al balón, para festejar. En la segunda mitad, todo se le simplificó mas aún al Gallo. Porque el equipo, con la ventaja, ganó en tranquilidad y se seguía mostrando dueño del partido. Porque encima, Español sufrió la expulsión de su defensor Moreno, y porque otra vez el Bicho Rossi no perdonó en el área, anotó el segundo y ya el partido tendría el resultado sellado. Era una nueva victoria, muy festejada del gallo, y la continuación de esa notable racha de la que hablamos al principio, que está generando en el hincha, las mejores expectativas, de que esta vez, pueda ser.